Cómo tener una piel sin granos

Pasos a seguir:
1

Para poder cuidar tu piel con acné lo primero a tener en cuenta son las medidas de higiene que debes seguir pues las pieles grasas requieren de una limpieza profunda tanto por la mañana como por la noche. Así pues tendrás que lavar profundamente tu rostro dos veces al día y, siempre, hacerlo con los productos adecuados para tu tipo de dermis: deberán ser apto para pieles grasos o jabones libres de aceite (“oil free” es el nombre con el que se conocen en el mercado).

Con esta rutina de limpieza consigues limpiar los poros y, así, si había quedado suciedad incrustada consigues eliminarla y purificarla. Por la noche consigues eliminar los restos que has acumulado durante el día pero el lavado de la mañana también es imprescindible pues durante las horas de sueño es cuando se renuevan nuestras células y, por tanto, permitimos que estén limpias y oxigenadas

2

También se recomienda que, después de cada lavado de cara, hidrates tu rostro para que esté en óptimas condiciones pero, tal y como hemos comentado, debes escoger el producto más adecuado para tu tipo de piel y optar siempre por uno que no empeore tu condición de piel grasa. Los libres de aceite o los especializados en pieles grasosas son los que mejor irán en tu caso.

En el caso de que tengas acné abundante es aconsejable que acudas a la consulta de un dermatólogo que se encargará de recomendarte una crema o tratamiento específico para tratar tu piel con acné; si te echas una crema, esta deberá ir antes que la hidratante y, después, podrás aplicar tu hidratante pero procurando no embadurnar las zonas donde tienes acné pues el objetivo es que se sequen y desaparezcan

3

Para poder tener una piel sin granos es importante que dejes de tocar tu cara. Ten en cuenta que la grasa es uno de los motivos por los que aparece acné así que si estamos todo el día tocándola conseguimos que la suciedad que hay en nuestras manos se implante en el rostro y, por tanto, se almacene la grasa.

Del mismo modo también se recomienda apartar el pelo de la cara para evitar que la suciedad que allí se acumule pueda afectar la salud de nuestro cutis, en este sentido, es recomendable que evites el uso de flequillo y que optes por apartarte el cabello, aunque sean los mechones más próximos a la cara. Así, conseguirás una mayor limpieza y no correrás el riesgo a que aparezcan nuevos granitos

4

Además de estos tratamientos de belleza que debes seguir diariamente, es recomendable que una vez por semana cuides en profundidad la salud de la dermis realizando una exfoliación y aplicándote una mascarilla que ayude a eliminar el acné de forma más localizada. A continuación vamos a darte algunos de los mejores remedios caseros para cuidar tu piel con acné desde tu casa:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *