Jugo de pepino y piña para una piel hidratada y sin arrugas

El jugo de pepino y piña es otra de las recetas más efectivas para deslumbrar con una piel del rostro radiante, hermosa y fresca. El pepino, gracias a su elevado contenido en agua y vitamina E, es ideal para reparar las pieles más apagadas y deshidratadas y para favorecer la producción de colágeno y elastina, dos sustancias imprescindibles para mantener la juventud de la dermis. Por su parte, la piña cuenta con muchos antioxidantes que reducen la presencia de los radicales libres y, por consiguiente, logra prevenir el envejecimiento prematuro y que el rostro se mantenga terso y sin arrugas por más tiempo.

Ingredientes

  • 1/2 taza de pepino troceado en cubos
  • 1/2 taza de piña troceada en cubos
  • 1 taza de agua mineral

Preparación

  1. Corta el pepino y las rodajas de piña en cubos.
  2. Agrega ambos ingredientes a la licuadora o al vaso de la batidora.
  3. Procesa y añade el agua.
  4. Sigue procesando hasta obtener una mezcla homogénea y toma de forma inmediata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *